Vips se sube al avión


El Grupo Vips es el cocinero del sándwich Pastrami, que, a siete euros, se vende en el menú turista de los vuelos de Iberia. La empresa de restauración, propiedad de la familia Arango y participada en un 30% por Goldman Sachs, acaba de lanzar una nueva línea de negocio: la elaboración de sándwiches y ensaladas premium.

Para esta actividad, el grupo ha creado la filial Bristish Sandwich Factory (BSF), que el pasado año inauguró una planta en Agustín de Guadalix (Madrid), con una inversión de más de 1,5 millones de euros. En la actualidad, la planta de 1.200 metros cuadrados dispone de tres líneas de fabricación, aunque cuenta con capacidad para ubicar siete líneas más.

Diversificación

El origen de esta diversificación del negocio parte de la necesidad del grupo de restauración de contar con un proveedor de sándwiches y ensaladas de alta gama para atender su oferta de take away en los establecimientos Vips y en Starbucks . «Ante las dificultades de contar con proveedores especializados en productos de alta gama, decidimos crear nuestra propia fábrica», explican fuentes de la compañía.

La venta directa está ganando peso en los locales Vips, donde en las puertas de los establecimientos se están introduciendo frigoríficos con sándwiches, ensaladas, postres y bebidas listos para llevar. En algunos casos, existe hasta una pequeña barra con banquetas para comer dentro del local.

Este negocio surge de la necesidad del grupo de contar con un proveedor de productos 'premium'

Desde el nacimiento de la cadena de cafeterías Starbucks, este tipo de productos ha estado presente en su oferta. A través de BSF, también se sirven algunos productos a Tío Pepe Aena, otra enseña del grupo. A diario, atiende a cien puntos de venta.

En su primer año de vida, Bristish Sandwich Factory ya ha cumplido uno de sus objetivos a medio plazo: contar con clientes externos. El primer acuerdo se cerró en mayo con Gate Gourmet, compañía especializada en el cátering aéreo, que es proveedor de Iberia.

A través de BSF, el Grupo Vips negocia ahora nuevos contratos para terceros, una línea de negocio que a medio plazo podría llegar a representar la mitad de los ingresos de esta filial. «Elaboramos un producto premium y no todos los potenciales clientes encajan en esta oferta», matizan desde el grupo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario