Adolfo Dominguez de capa caída


La contracción del consumo que sacude a la mayoría de los mercados internacionales parece estar cebándose con la textil gallega Adolfo Domínguez. A la caída del beneficio superior al 75% registrado en los nueve primeros meses de su ejercicio y al anuncio de una revisión a la baja de su estrategia aperturista, hay que añadir ahora un llamativo parón en las aperturas relacionadas con sus tiendas en régimen de franquicia.

La compañía, inmersa en un proceso de reestructuración de superficie comercial, está viendo como las 161 franquicias de las que dispone en la actualidad no les ofrecen el resultado esperado. Según sus propios datos, en lo que llevamos de ejercicio fiscal (se inició en febrero de 2008), Adolfo Domínguez no ha logrado abrir ni un sólo establecimiento en este régimen. Es más, ha tenido que cerrar hasta ocho tiendas, en su mayoría por cuestiones de rentabilidad.

Pero la evolución en esta pata del negocio lleva tiempo en punto muerto. De hecho, durante 2007, el grupo cotizado sólo pudo abrir dos establecimientos franquiciados, por un total de 105 nuevos puntos de venta propios.

Nuevas oportunidades

La textil ya anunció hace unos meses que revisaría los contratos de arrendamiento que vencieran durante este periodo. Recortes que parecen centrarse en sus puestos franquiciados y en las relaciones comerciales con sus socios. Por ahora, Aldolfo Domínguez cuenta con 161 puestos en régimen de franquicia, aunque esta cifra continúa reduciéndose.

Pero lejos de tirar la toalla, desde la compañía se ha decidido asumir con calma las estrecheces y abrirse a nuevas oportunidades. Este es el caso de su nueva línea de joyas, que como ya avanzó este periódico, complementará a los demás formatos de su negocio, segmentados en sus marcas AD, Línea U, ADC, Niños, AD+ y Salta.

Relaciones comerciales

Las aperturas relacionadas con sus puntos de venta propios están manteniendo su habitual ritmo, gracias entre otros asuntos, al acuerdo que mantiene con el Corte Inglés para abrir nuevas tiendas en sus centros comerciales. Hasta noviembre había inaugurado 68 tiendas propias, de las cuales 48 están ubicadas en estos grandes almacenes. Desde la compañía se prefiere no avanzar ningún dato relacionado con sus aperturas hasta la presentación de resultados que se producirá a final de mes.

Hasta ahora, la textil contaba con un as en la manga: la participación en su consejo de José María Castellanos, ex vicepresidente de Inditex y uno de los artífices de la internacionalización de la compañía de Ortega. Pero tras su nombramiento como presidente ejecutivo de Ono, Castellano se ha visto obligado a renunciar. AD se ha dejado en bolsa durante los últimos dos días un 14,6 por ciento y su acción cotiza ya a 5,10 euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario